Las mejores sillas para tu negocio
Las mejores sillas para tu negocio
Las sillas Thonet son ampliamente conocidas en el mercado por su diseño curvado y excelente ergonomía. En Global Asento te explicamos las claves de una pieza indispensable para el mobiliario de tu negocio.

La creación de un ambiente atractivo y diferenciador para tu establecimiento es una  batalla que, como hostelero, debes dar desde todos los frentes. 

La construcción de un estilo personal requiere, entre otros factores, de un mobiliario  que estimule y conforte a los potenciales clientes de tu negocio. Para ello, Asento te recomienda las mejores sillas para tu negocio.

Podríamos hablar largo y tendido de las novedades del sector, pero desde Asento sabemos que una apuesta segura para estos casos es optar por los clásicos. 

Cierto es que la industria del mobiliario se encuentra sujeta a los cambios y a las  tendencias del momento. No obstante, las buenas ideas nunca pasan de moda y las  sillas Thonet son el vivo ejemplo de ello. 

Las características de este tipo de asientos resultan idóneas para negocios hosteleros:  

Prueba de ello son los más de 100 años de historia a sus espaldas. 

A continuación te hablaremos de cómo las sillas Thonet cambiaron el sector y de por qué son esenciales para tu local

Las mejores sillas para tu negocio

Sillas Thonet y lámparas Louis Poulsen en un restaurante.

¿Cómo nace la silla Thonet? 

La historia de estas excelentes piezas de  diseño, cuyo uso se popularizó rápidamente en las cafeterías y restaurantes de medio mundo,  se remonta a la Alemania del siglo XIX. 

Michael Thonet, emprendedor y hábil artesano especializado en sillas comenzaba a despuntar  entonces por su impresionante habilidad para  curvar la madera. 

El principal aporte del empresario al diseño de mobiliario fue la invención de un  proceso que facilitaba el arqueamiento de la madera de haya mediante la  aplicación de vapor.  

Esta innovadora metodología trajo consigo una forma de abaratar la fabricación de  muebles además de una nueva tipología de resistentes y vistosos diseños.  

Incluso arquitectos como Le Corbusier se valieron de las sillas de Thonet para  amueblar importantes construcciones como el Pabellón de L’Esprit Nouveau. 

La necesidad del genio alemán por revolucionar la industria  resultó en la pieza cumbre de su  producción, el asiento que cambió  la forma en la que se concebía el  mobiliario hostelero: la silla  Thonet o silla nº 14

Disección de una obra  maestra 

La silla Thonet se compone de láminas de madera de haya  tratada en moldes curvos.  

Integrada por apenas seis piezas, diez tornillos y dos tuercas, su ligereza contrasta  con el gran peso que es capaz de soportar

Las prestaciones del asiento fueron puestas a prueba por primera vez allá por 1859 para los bohemios cafés de Viena.  

Su uso se fue extendiendo de forma progresiva hasta convertirse en el asiento de  referencia para los establecimientos hosteleros de todo el globo. 

Mediante las sillas Thonet se inauguró el mobiliario conocido como bentwood – «madera doblada» en nuestro idioma– y poco a poco, surgieron competidores con la  intención de refinar el diseño original. 

Las mejores sillas para tu negocio

Las sillas Thonet son muy utilizadas en banquetes y eventos.

Repercusión y actualidad de la silla Thonet 

A partir de 1869 aparecen empresas como Mundus o Volpe en Italia, que intentarían  replicar el éxito obtenido con la silla Thonet. 

En nuestro país, Vicente Crespo o Curvados Sanchís fueron otros dos reseñables  herederos que trabajaron el modelo de silla curvada. 

Hoy día, la marca empresarial inaugurada por el propio Michael Thonet en Alemania  sigue operando desde su fábrica situada en la ciudad germana de Frankenberg.  

Desde allí, Thorsten Muck, actual presidente de Thonet, se pronuncia acerca del asiento afirmando que «ocupa un lugar muy especial en la compañía».  

El CEO añade además que la silla nº 14 «tiene un profundo significado emocional» y  que se seguiría produciendo «aún si se vendiera una sola al año». 

No obstante, semejante escenario resulta inviable dada la buena salud de la que goza  la silla Thonet en la actualidad. 

Conclusiones 

La versatilidad de las sillas Thonet hacen que este asiento se adapte sin ningún  problema a todos los ambientes posibles

Seas el tipo de negocio que seas, nuestra experiencia avala a la silla Thonet como una  excelente adquisición para tu bar, cafetería o restaurante. 

Los distintos tonos en los que puede adquirirse y la incorporación de reposabrazos  sólo logran hacerla más apta para cualquier entorno. 

Puede que los tiempos cambien y nuevas tendencias se impongan, pero la calidad es  calidad y la silla Thonet ha demostrado ampliamente ser garantía de ello. 

Para más información sobre este asiento y otras piezas de mobiliario, contacta con nosotros a través de nuestra web:  

En Asento somos especialistas en hacer realidad los proyectos de nuestros  clientes.